En las melodias de este piano encontrarás el cariño y la sensibilidad de tres mujeres enamoradas de los pequeños detalles, las cosas bonitas...todo aquello que las hace felices y las une. ¡Feliz concierto!



miércoles, 17 de octubre de 2012

Invasión marciana

Nuestra tecla más sabia, Pilar, cometió el error de preguntarle a su ahijado consorte, Nicolás, que quería para su cumpleaños. Mi primogénito que es listo como su madre, no lo dudó ni un segundo. Entusiasmado exclamó:
¡¡Quiero un cojín de marcianos como las camisetas de este verano!!.
Pero no quedó ahí la cosa. Tuvo muy claro desde el principio que su marciano debía cumplir unos requisitos:
Que llevara un cartel con nuestro logo ¿veis como es listo?, barriendo para casa.




El marciano de los muchos ojos también me gusta, dijo el niño, ¡jopetas!, cómo se parece a la madre en pedigüeño ¡oye!.





Lo que Nicolás no se esperaba es que fuesen dos cojines y no un "todo en uno", con lo cual su sorpresa fue mayúscula y su alegría el doble de sabrosa.







Y así de molones han quedado como amigos en la cama de Nicolás. Pilar llega a todo, así que aprovecharos porque como se dice por aquí: "Vale un valer".


                          

                                        ¡¡Cuidado, han aterrizado para quedarse!!.

4 comentarios:

  1. Que listo es este chico como se parece a la madre, jaja.
    Han quedado muy chulos y es que teneiis un gusto exquisito chicas.
    Enhorabuena!

    ResponderEliminar
  2. Nuestra Pilar es tremenda, no se lo pone nada por delante y si se le pone lo salta. ¡¡Viva Pilar!!

    ResponderEliminar
  3. Pero que preciosos son estos cojines! Enhorabuena por esas manos y esas ideas!!!

    ResponderEliminar

Sonidos